Blogia
Desdelabiblio (Blog de la biblioteca del IES Lázaro Carreter)
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

Fallo del concurso, categoría 2

Fallo del concurso, categoría 2

Paso a transcribir el cuento perteneciente a la categoría 2, cuyo ganador lleva por sobrenombre Sulema. El título del cuento es Las Navidades Malditas. Enhorabuena al ganador.

Hola, me voy a presentar. Soy un niño llamado Roberto. Os voy a contar una historia que os impresionará, es sobre Papá Noel. Creéis que tengo cinco años, pues no, tengo dieciocho años y es una gran historia. Bueno, voy a comenzar que ya estoy tardando. Primero iremos trece años atrás.

Roberto vivía en una modesta casa. Tenía dos hermanos, llamados Luis y María, que eran muy buenos entre ellos. Cuando llegó el día de los regalos de Navidad con Papá Noel, sucedió algo muy extraño. Roberto, al despertarse, vio a su familia peleándose y se fijó en los regalos, que todos estaban abiertos menos los suyos. Entonces Roberto miró por la ventana y vio a Papá Noel diferente, no era el de siempre. En vez de renos tenía "pitbulls" e iba vestido de negro. A Roberto le pareció increíble, y pensó que estaba soñando. Decidió seguirle cuando vio pasar a Papá Noel hacia una casa. Roberto se montó en su carroza y, escondido, llegó hasta donde vivía éste.

Al ver el lugar, Roberto rompió a llorar pero después se secó las lágrimas; se puso serio.

Roberto vio al Papá Noel malo vestido de gótico y en la mano llevaba un libro muy raro. Y empezó a buscar la solución a este gran problema.

Empezó buscando en la fábrica de juguetes y no encontró nada. Pasó al despacho de Papá Noel y encontró todo desordenado y se dio cuenta de que en el armario se escuchaban chasquidos.

Al abrir la puerta del armario se encontró al Papá Noel verdadero, simplemente no era el mismo que el anterior. Así que le quitó las cuerdas y hablaron. Roberto le contó todo lo que pasaba al verdadero Papá Noel y él le contestó:

- Es mi culpa, Roberto, lo siento.

Roberto extrañado le contestó:

-¿Por qué? Eres el más bueno del planeta.

Entonces Papá Noel le contradijo:

- ¡No! Hice una cosa mala, y es abrir el libro mágico.

 Roberto extrañado le pidió que le contara la historia, pero Papá Noel se la tuvo que contar rápido para salir del problema en el que estaban. El mundo estaba loco y además el Papá Noel falso aparecería en cualquier momento. Entonces Papá Noel dijo:

- Roberto, tenemos que coger el libro mágico antes de que se agraven las cosas en la Tierra.

- Vale - contestó Roberto.

En ese momento estuvieron buscando el libro cuando de repente aparece el falso Papá Noel que les dijo:

- Tú, ¿qué haces desatado? y tú, niñato, ¿ qué estás haciendo aquí?

- A ti que te importa. Queremos el libro mágico. - dijo Roberto.

- Eso, que eres un macarra. - dijo el Papá Noel.

En ese momento, sin pensárselo, se tiró al brazo derecho del Papá Noel falso, que estaba distraído, y le quitó el libro mágico. Él gritó:

- ¡Devuélvemelo o te mataré, niñato!

-  Rápido, ábrelo y dirige el libro hacia él. - dijo Papá Noel.

- Vale, y ahora volverás a donde perteneces. - dijo Roberto.

Entonces, el Papá Noel falso fue absorbido por el libro y el mundo cambió en un instante. El despacho se ordenaba, la gente no se peleaba y el mundo fue igual que antes.

- ¡¿Ya está, se ha acabado?! - exclamó Roberto.

- Sí, en realidad tendrías que volver a tu casa, a dormir.- explicó Papá Noel.

- ¿Qué? - gritó Roberto.

- Adiós - Se despidió Papá Noel.

Roberto, al despertarse, se dijo a sí mismo:

- ¿Ha sido un sueño? Haya sido un sueño o no, al menos ha sido divertido.

- ¡Robertoooooo! Baja ya que los regalos no se abren solos. - gritó la madre de Roberto.

- ¡Valeee! - respondió Roberto.

Roberto, al abrir sus regalos, vio que había uno que se le había olvidado. Era dorado. Al abrirlo, encontró el libro mágico y una carta escrita por su amiguito. Decía así:

"Querido Roberto:

Gracias pro ayudarme. Sin ti, no estaríamos ahora donde estamos. El libro mágico es ahora tuyo. Debes guardarlo bien. Gracias."

Roberto, en ese momento, supo que no era un sueño sino que era real. 

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres